lunes, 9 de julio de 2012

Las lágrimas tienen vida propia en mis ojos.


Las lágrimas se deslizan por mis mejillas, como si tuvieran vida propia. Haciéndome saber, que ya nada volverá a ser como antes. Jamás. Haciéndome recordar todo lo que viví a tu lado. Por que en algún momento te quise mas que a mi propia vida, y aun lo sigo haciéndo.
Mírame, estoy llorando como una jodida niña pequeña. Las lagrimas no me permiten ver las teclas del portátil, y cuando miro hacia la pantalla solo veo un borrón blanco.
Todo ha sucedido tan deprisa. 
Mis gritos ahogados rebotan contra la pared. Ojala pudiera detener el tiempo. Ojala pudiera hacer que todo volviera tener sentido. Y que este agujero negro de mi pecho desapareciera. Que las lágrimas dejaran de acariciar mis mejillas. Y que todo este dolor nunca hubiese existido en mi vida.
Por que ahora mismo no puedo respirar a causa de este dolor que se ha establecido en mi pecho, y que lo comprime lentamente.
Por que me daría igual si dejara de brillar el sol, por que no me importaría que la tierra se quedara sin oxigeno. 
No ahora, que ya nada me importa.
Por que tu ya no estás a mi lado.
Por que las cosas han cambiado tan rápido.
Por que ya no te puedo abrazar, ni decirte "te quiero" al oído como antes hacia.
Por que te llevaste todo a tu paso.
Todo lo que un día tuve.
Por que ya no puedo ver mas allá que esta densa tristeza, ni de estos ojos vidriosos por culpa de las lágrimas, que prohíben a los rayos del sol iluminar mis ojos una ultima vez. Para que vuelvan a ser los ojos que una vez fueron, llenos de felicidad, sin rastro de dolor.
Ya no puedo.
Ya no puedo volver a ver las cosas como antes.
Todo ha dejado de tener sentido.


El tiempo pasa incluso aunque parezca imposible, incluso a pesar de que cada movimiento de la manecilla del reloj duela como el latido de la sangre al palpitar detrás de un cardenal. El tiempo transcurre de forma desigual, con saltos extraños y treguas insoportables, pero pasar, pasa. 
Incluso para mi.
Luna Nueva, capítulo: el despertar.

No hay comentarios:

Publicar un comentario