jueves, 15 de mayo de 2014

Por qué escribo.

Escribo, porque no sé doler de otra forma. Escribo, por esa niña que una vez quiso ser feliz, pero le cortaron las alas con tijeras gigantescas, y empezó a sangrar, y jamás pudo volar. Porque mi llanto es más intenso de esta manera, y siempre se dijo que llorar es bueno para vaciar el océano que tenemos por dentro. Porque mi corazón está tatuado con cada palabra que he escrito. Porque llevo tinta en las venas, porque las palabras para mi significan sangre, sangre que gotea de cada una de mis heridas. Porque con cada frase y con cada párrafo expreso un grito ahogado.
Escribo para gente que quiso ser y no fue, gente que se quedo en un puedo y no quiero. Escribo, para que la gente sepa que no está sola, que hay personas allí fuera igual que ellas.
Escribo para evitar la tentación de tirarme por el balcón, ese balcón que sabes que no está lo suficientemente alto, pero que dolería tanto que te haría sentir viva de una vez por todas.
Escribo, porque hay veces, en las que estás tan rota, que esa es la única forma de ignorar los pedazos rotos en tu interior. Aquellos que se clavan dentro de ti. Porque sí, lo mío no son mariposas asesinas, son pedazos rotos de cristal en mi estómago. Y no me preguntéis como llegaron hasta ahí, porque yo tampoco lo sé. Creo que antes de que me resquebrajara estaba hecha de cristal. Y de tantos golpes me rompí por dentro.
(Pero ese es otro tema aparte.)
Escribo, porque es la única manera de hacer que mi corazón sienta algo, porque está congelado y lleno de odio, y así, puedo sentirlo un poco más cálido.
Escribo, por todas aquellas personas que se ahogan, día a día, en silencio. Entre gritos y lágrimas.
Escribo, porque es la única manera de cabrear a mis demonios, de hacerles saber que no soy totalmente suya, que aún hay una parte de mi que lucha por liberarse y a la que no pueden controlar.
Porque nadie sabe llegar a esa parte, escondida en mis entrañas.
Escribo, porque no sé doler de otra manera.
Porque, sigo creyendo, que llegará un día, en el que le pueda decir a esa niña de las alas rotas, que hay otra forma de volar.
Y que es escribiendo.



2 comentarios:

  1. Hola, tienes dos nominaciones en mi blog a los premios Liebster awards y Premios dardo.
    Lo puedes ver haciendo click aquí

    Felicidades :)

    ResponderEliminar