lunes, 5 de enero de 2015

Me gusto.

Me miro las rodillas
duelen
están ensangrentadas
las estiro
duele
pero aún puedo seguir caminando

Me miro las manos
duelen
están llenas de rasguños
pálidas
encojo los dedos
duele
pero aún puedo seguir agarrándome

Me miro las ojeras
duelen
son oscuras
y me hacen parecer cansada

Me miro la sonrisa
y por primera vez
encuentro algo que no
duele

Es bonita
pienso
y observo como mis cejas 
se levantan
sorprendidas

es bonita
me repito 
y sonrío

Me miro a los ojos 
y me veo
con ese vestido negro
que se me pega al cuerpo

Estoy tan jodidamente bien
que me follaría a mi misma

Me gusta la forma 
en la que el vestido
resalta mi pecho
y la curva de mi cintura

Me gusta 
como me queda el negro

Joder, cómo puedo estar tan buena
pienso
y sonrío
y al ver mi sonrisa 
sonrío de nuevo

Me gusto
me gusto

Y es bonito quererme
es tan bonito que no entiendo por qué no lo hacía antes

Con lo bien que me queda 
el pelo rizado cayéndome 
por los costados 
O lo bonita
que es mi nariz 
respingona
o el color miel
de mis ojos
incluso aquel lunar pequeñito
en el lado derecho
de mi nariz
me queda bien

Me gusto
me gusto tanto que no me cansaría de decírmelo nunca



8 comentarios:

  1. Me gusta lo que has escrito sobre tus gustos. Y lo bien que lo has hecho. Y lo positivo que te ha quedado. Este poema debería ser la autoayuda de muchas personas aunque es mejor que esos manuales.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ay, muchas gracias. Pero no es para tanto.
      Lo triste es que la gente no se diga eso cada vez que se mire al espejo.
      Todos somos geniales tal y como somos, no hay necesidad de cambiar.

      Muchos besos.
      Nos leemos.

      Eliminar
  2. Me encanta, me encantaría llegar a sentirme así. Está muy bien.
    Me gusta lo que escribes, si puedes dale una ojeada a mi nuevo blog http://losescritossecretosdea.blogspot.com/

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Estoy segura de que algún día te sentirás así.

      Eliminar
  3. Me pasa en los día buenos, en los malos no puedo ni verme.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El lado positivo es que al menos tienes días buenos, y créeme, eso es mucho.

      Te doy un pequeño consejo; mírate al espejo en los días malos y piensa en lo preciosa que eres a pesar de todo. Aunque no te lo creas.

      Un abrazo.
      Nos leemos.

      Eliminar
  4. A mi me pasa igual en los días buenos.

    Saludos^^

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me alegro un montón. De verdad.

      Un abrazo.

      Eliminar